© 2023 by Kathy Schulders. Proudly created with Wix.com  

  • instagram-Logo-PNG-Transparent-Background-download
  • YouTube Social  Icon
  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon

Estoy enojado, ¿y qué?

March 14, 2017

¿Sufres de malgenio o rabia? Déjame decirte que no eres el único de hecho 8 de cada 10 personas manifiestan ser irritables y experimentar episodios emocionales de enojo extremo. Hoy quiero contarte que tal vez el fin de estos malos momentos ha llegado.

 

Nuestro cerebro le gusta saber todo lo que sucede, intenta descifrar lo que pasa en el presente y lo que pasará en el futuro, para llevar a cabo esta tarea busca información en las partes del cuerpo donde hay mayor número de receptores sensitivos (la cara y en las manos), por eso puede ser común que ante el enfado el cerebro configure la información y te mande la orden de arrugar la cara y empuñar la mano para prepararte para la acción.

 

El secreto y el gran truco para que puedas mejorar tu calidad de vida está en la cara, fíjate: a las personas que les aplican Toxina botulínica en el musculo corrugado se les disminuyen los niveles de estrés y enfado, ok, ya sé que me puse muy científico, a las personas que les aplican Botox en la frente se les hace más difícil enfadarse, y la razón: es porque el cerebro manda la orden a la cara de que hay peligro, de que algo te está molestando y sucede un corto circuito pues tus gestos siguen intactos, la frente que debería arrugarse no se arruga, así que la información se devuelve al cerebro quien interpreta que tal vez no está pasando nada, el cerebro acaba de ser engañado, tu volverás de apoco a recuperar la calma y todo e estará mejor.

 

Wow, esto es fantástico ahora tendrás una mejor salud emocional, y lucirás un rostro hermoso libre de arrugas, pero esto no es nada, a pacientes que tomaron medicamentos, antibióticos y que sus dolencias no cesaron, se les invito a sonreír por 15 días a pesar del dolor y la molestia, sorprendentemente luego de este tiempo lograron recuperar su salud y sentirse felices.

 

El cerebro intenta descifrar tus gestos faciales y conforme a eso prepara a tu cuerpo emocionalmente, así que podemos utilizar esta información para engañarlo, utiliza el poder de la sonrisa en todo momento, así el cerebro pensara que todo está bien, sonríe al despertar, al llegar al trabajo, cuando veas a esas personas que te irritan, intenta sonreír cuando por dentro estés muriéndote del enojo, y veras excelentes resultados en el corto plazo, así que tú decides, puedes enojarte, hacer que esto te enferme, te arrugue la piel, o puedes sonreír y lucir ese rostro hermoso que tienes.

 

Así que la próxima vez que veas a alguien fíjate en los pliegues de su piel, en que partes de su rostro tiene las facciones más pronunciadas y enséñale que podemos ser felices con solo engañar el cerebro y sonreír.

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Recent Posts
Please reload